La Casa Museo Tomás Morales aborda en un ciclo de conferencias el arte, la poesía y la prensa durante la neutralidad de Canarias en la I Guerra Mundial

02 jun 2014

Este miércoles, 4 de junio, dará comienzo en la Casa Museo Tomás Morales, gestionada en Moya por el Cabildo de Gran Canaria, un ciclo de conferencias que se propone contextualizar la situación del arte, la poesía y la política en el período de neutralidad que vivió Canarias durante la Primera Guerra Mundial.

Coincidiendo con este ciclo, será inaugurada también la muestra bibliográfica y documental ‘La Primera Guerra Mundial en las colecciones de la Casa-Museo Tomás Morales', que impulsa el departamento de Archivo-Biblioteca del citado centro museístico.

Los especialistas Jonathan Allen, Oswaldo Guerra y Franck González participan en el programa de esta iniciativa organizada por el área de Cultura, Patrimonio Histórico y Museos del Cabildo grancanario, que coordina Larry Álvarez, que arrancaba en marzo en la Casa Museo León y Castillo, en Telde, con el fin de reflexionar desde distintas perspectivas sobre la trágica dimensión de la Primera Guerra Mundial, cuyo inicio se produjo hace ahora cien años.

El programa de actividades con el que el Cabildo grancanario recuerda el centenario de la Primera Guerra Mundial concluirá con el seminario denominado ‘De la Guerra de Sucesión a la Gran Guerra', en el marco del próximo XXI Coloquio de Historia Canario Americana previsto para octubre en la Casa de Colón.

Según Jonathan Allen, profesor titular de la Facultad de Filología Moderna de la ULPGC y coordinador del ciclo de conferencias, "la Gran Guerra va a tener efectos marcados en la población de las Islas Canarias, tanto a niveles básicos de importación de materias primas o transporte marítimo, como en términos de identidad y autodefinición europea". El citado profesor inaugura el día 4, a las 19.30 horas, el ciclo con una conferencia titulada ‘Poetas británicos y poetas canarios: el imaginario de la Gran Guerra'.

El día 5 de junio, a la misma hora, Oswaldo Guerra, profesor de Didáctica de la Lengua y la Literatura de la ULPGC, pronunciará su conferencia ‘Los himnos fervorosos: el compromiso de Tomás Morales con las banderas aliadas', mientras que el día 6, igualmente a las 19.30 horas, el doctor en Historia del Arte y crítico Franck González hablará de la representación gráfica de la Primer Guerra Mundial en la prensa local y en las revistas literarias de la época.

A juicio de Oswaldo Guerra, los ‘Himnos fervorosos' de Tomás Morales (1884-1921) "constituyen la muestra de mayor carga ideológico-política del autor modernista. Se trata de un conjunto de cinco poemas escritos entre 1909 y 1918 que ilustran de un modo explícito no sólo la visión personal de Morales en torno a la tragedia de la Primera Guerra Mundial, sino su arraigada anglofilia, tan generalizada entre los intelectuales canarios de ese momento".

Para Franck González, "a través de los semanarios ilustrados (La Esfera) y los periódicos locales, la sociedad realizará un seguimiento que afirma sus partidismos locales y generales, seguimiento más intenso y comprometido del que se produce en otras regiones españolas. Darán respuesta a esta compleja situación la prensa local mediante caricaturas e ilustraciones (Pitos y Flautas) y artículos en pleno periodo modernista, que crearán autores como Diego Crosa y José Hurtado de Mendoza. Asimismo, la lírica canaria, hará suya la causa aliada adaptando, traduciendo, o variando la voz de los poetas de la Primera Guerra (Sassoon, Owen, Rilke, Verharen)", explica. "La sociedad isleña se divide entre aliadófilos y germanófilos, y esta división impregna la prensa local y las revistas literarias de la época. Desde sus páginas, los principales artistas gráficos del momento contribuirán a mantener viva la llama británica aún en los peores momentos del la guerra".

La muestra ‘La Primera Guerra Mundial en las colecciones de la Casa-Museo Tomás Morales' permanecerá abierta en la Casa-Museo Tomás Morales hasta el 29 de junio, y podrá visitarse de 10.00 a 18.00 horas.

La exposición se articula partiendo de la composición poética ‘Elegía a las ciudades bombardeadas', que Tomás Morales dedicó a su amigo Tomás Gómez Bosch y en la que se manifestaba el horror a través de las imágenes y las palabras divulgadas por la prensa de la época, a las que cotidianamente tuvieron acceso artistas, ilustradores y escritores. Imágenes y documentación que recuerdan los momentos trágicos que se vivieron durante una contienda que causó cerca de diez millones de muertos.

La muestra se cierra haciéndose eco de esa labor diaria de los profesionales de la prensa,(periodistas, fotógrafos, ilustradores, humoristas gráficos…), recordando que "el trasfondo trágico de la humanidad es una constante de la Historia".

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto
Una de las ilustraciones que se exhiben en la exposición